"Se sintió como un juego de playoff"

Una de las rivalidades más marcadas de la liga se dio el pasado domingo cuando Portland enfrentó a North Carolina. Aunque es cierto que las rivalidades en la NWSL se han enfriado un poco debido a la ausencia de temporada regular en 2020, esta es una de las que no ha muerto.


Estos equipos se enfrentaron por última vez el 26 de junio de este año, también en Cary, donde las locales ganaron por 2-0 con dos goles de Lynn Williams. Ese día, Portland no le dejó mucho espacio ni oportunidades al Courage pero Williams supo aprovechar lo poco que les dieron muy bien.

Con la tarea de que no le pasara lo mismo y de sacar un resultado diferente en North Carolina, el equipo dirigido por Mark Parsons fue a jugar en WakeMed Soccer Park. Un punto a favor de las visitantes fue el periodo de descanso que tuvieron por la suspensión del partido contra Washington Spirit. Con respecto a ello, la NWSL todavía no ha dado a conocer su decisión final en lo que tiene que ver con ese juego. Un escenario similar se dio en el siguiente juego de Washington, que le tocaba disputar contra Reign. Debido a que el equipo capitalino rompió los protocolos de bioseguridad impuestos por la liga, se decidió cancelar el partido de forma definitiva y que Reign se quedaría con los 3 puntos por un marcador de 3-0.



Las figuras


El juego comenzó con Menges resbalándose y perdiendo la pelota, con Williams muy atenta y Kelli Hubly cerrando su ataque y evitando lo que pudo haber sido un inicio desastroso para Portland.



North Carolina tuvo un partido extraño, sin esa presión asfixiante y juego rápido por las bandas a los que nos tiene acostumbrados el equipo de Paul Riley. Y si bien al inicio del encuentro el Courage sí hizo presión alta, de a poco Portland fue venciéndola y adueñándose de la pelota.

Crystal Dunn tuvo un buen partido, el mejor hasta el momento en los colores de su nuevo club de acuerdo con su entrenador. La jugadora de los Estados Unidos tuvo un partido muy físico, recuperando pelotas y distribuyendo juego hacia Sophia Smith y Christine Sinclair. Y hablando de Smith, la joven la delantera aterrorizó a la defensa rival creando 3 pases clave en el ataque, 8 remates en total, de los cuales 5 fueron al arco, 1 desviado y 2 bloqueados. Disputó la pelota en 5 ocasiones, de las cuales salió vencedora en 4 y marcó el único gol del partido en un mano a mano donde dejó a Casey Murphy, quien muchos consideran la mejor arquera de la liga, a contrapié y sin chances de tapar una definición con mucha clase.


Y hablando de arqueras, Murphy fue la mejor jugadora del equipo local en este partido mientras que Bella Bixby también tuvo unos muy buenos 90 minutos, con la valla sin vencer número 10 de la temporada. Sus números fueron bastante similares pero sin dudas, fue Murphy quien tuvo mucho más trabajo que su colega ya que tuvo que aguantar los 24 embates que Portland puso contra su arco mientras que Bixby sólo tuvo que aguantar un total de 11.

En este compromiso, una de las jugadoras más importantes para Portland este año cumpió un hito en su carrera. Angela Salem, quien ha sido clave para el desempeño del equipo, cumplió 10.000 minutos en la NWSL, convirtiéndose así en la jugadora número 25 en lograrlo en toda la historia de la liga.




Fue raro ver a un Courage con un final de primer tiempo e inicio del segundo bastante pobre y allí fue precisamente cuando Portland consiguió el gol, al minuto 57. Un pase largo de Christine Sinclair desde la derecha, apenas pasada la mitad de cancha, le llegó a una Smith que había atacado muchas veces en soledad hasta ese momento. Su posición de punta dio buen resultado y, a pesar de la presencia de las centrales, la delantera definió con un toque hacia su derecha donde Murphy no pudo reaccionar para intentar detener el disparo.

El Courage tuvo ráfagas de su identidad en este partido pero, al igual que le ha pasado en otros juegos, la conexión entre Debinha y las delanteras no es la misma que la de otros años y el Courage está sufriendo por ello.

En un año donde muchas cosas tienen la sensación de ser las últimas para Mark Parsons e incluso para algunas jugadoras del equipo ya que el doble draft en inminente, el haber ganado por primera vez en Cary no es un dato menor. Portland llegó a este juego estando empatado en puntos con el Reign por los tres puntos que recolectaron(concedidos por la suspensión del partido ya mencionada) y por lo tanto sacar la victoria era importante ya que significaba romper esa racha de derrotas/empates en Cary y volver a tener el control de su destino en este último tramo de la temporada.



Declaraciones


Cari Roccaro y Paul Riley hablaron con la prensa luego del partido. Roccaro habló de que no fue el mejor partido del equipo y que consideran a Portland su rival a pesar de que quizás ellas consideran como tal al Reign. También habló de lo que bueno que será jugar en Providence Park en octubre.


"Será una gran batalla. Sin dudas queremos jugar ese partido", dijo después del encuentro cuando se le preguntó por el próximo partido entre ambos equipos.

Paul Riley también tuvo varias cosas que decir sobre su equipo y este juego. "La posesión fue repartida pero fue probablemente porque dejaron de presionar en los últimos 10-15 últimos minutos. Merecieron ganar el partido porque no jugamos ni cerca de lo que podemos jugar. Tuvimos dos buenas chances que no pudimos convertir. Creo que el equipo sufrió mucho desde el lado de los pases, la última pelota, el lado creativo, no tanto en el marcador. Creo que el mejor equipo ganó al final. Creo que el gol no fue el mejor, tenemos que trabajar mejor en lo defensivo y en el arco. Crystal (Dunn), Sinc(lair) nos crearon un montón de problemas".

Sobre lo que representó este encuentro para el equipo y las perspectivas para el futuro, el coach dijo: "Se sintió como un juego de playoff, tanto antes del partido como durante los entrenamientos. Si vamos a ganar esto, será ganándole a Portland. No hay dudas de que es el mejor equipo en la liga este año. Sabemos eso. La última vez que jugamos aquí tuvimos a Sam (Mewis) y ellos no tuvieron a Lindsey Horan pero fuera de eso creo que hoy tuvimos los mismos lineups. Creo que eso demuestra la diferencia que una jugadora puede hacer y creo que cuando ambos equipos estén completos será un buen juego".


A pesar de que el plantel de las Thorns es muy bueno, Riley no estaba preocupado por quien pudiera saltar a la cancha en cualquier momento. Sobre ello dijo: "Creo que no hicimos un buen trabajo conteniendo el mediocampo. Les dimos mucha libertad. Crystal y Horan tuvieron mucha libertad. No estaba muy preocupado por Weaver entrando como suplente o Smith jugando desde el inicio. Estaba preocupado por los piques profundos de Sinclair, Horan, Crystal y Rocky. Ellas fueron las que nos dieron problemas".