Racing Louisville sacó a Orlando Pride de la carrera por los playoffs

"La NWSL es la liga más competitiva que existe", dicen muchos y anoche probó ser cierto una vez más. Racing Louisville, sin Savannah McCaskill, recibió al Pride estando en 9na posición y con apenas 20 puntos. Mientras que el Pride continuaba en su búsqueda de meterse en playoffs por segunda vez en su historia.



Racing Louisville se divirtió


Apenas 3 minutos empezado el partido, Orlando Pride marcó el 1-0. Un gran pase filtrado de Alex Morgan para Jodie Taylor que iba a la carrera, la dejó en el área para definir con un toque frente a Katie Lund, que intentó cortar el ataque.

Morgan tuvo una buena chance de poner el 2-0 a los 17' cuando Marta despejó el camino para la delantera de los Estados Unidos y le creó el espacio para rematar. La pelota se fue afuera pero pasó cerca.

Después del dominio de Orlando en los primeros veinte minutos del encuentro, Louisville fue posicionándose mejor en la cancha y encontrando los espacios para hacerle llegar la pelota a Katie McClure y Ebony Salmon. Y ya para la última parte del primer tiempo, Orlando tuvo que aguantar para llevarse la ventaja al entretiempo.


Algo que casi logra.


Faltando 1 minuto para el cierre del primer tiempo, Yuki Nagasato robó una pelota y la pasó rápido a Salmon. La delantera definió con una linda bola que se clavó en la parte alta de la red, a la que McLeod no pudo llegar.


En el segundo tiempo, Katie McClure tuvo una buena chance que McLeod se vio obligada a tapar con una mano. Quizas fue una muestra de lo que se venía ya que apenas pasados los 50 minutos anotó su primer gol para el club. Una definición cruzada, a pesar del ángulo cerrado, dejó a la arquera de Orlando sin posibilidad de evitar el 2-1. Gran trabajo previo de CeCe Kizer, que aguantó la marca y la vio a McClure.


Con su pasaje a playoffs en juego, Orlando no se dio por vencido. Y Peterson tuvo un remate antes de la hora de partido que no pasó lejor del arco de Lund.

A los 66' Morgan tuvo una nueva oportunidad después de una gran pelota de Kornieck. La pelota al área chica le quedó perfecta para definir pero se fue alta.

A Orlando le costó conectar y sobreponerse de ahí en más, dejando a Louisville crear chance tras chance pero para su fortuna no lograron adelantarse en el marcador.

Sin embargo, el 2-1 parcial no quedó así. No habíamos llegado a los 80 minutos cuando Louisville aseguró el resultado con otro gol, autoría de la capitana Yuki Nagasato. Salmon avanzó por la banda derecha y puso una pelota cruzada que se curvó lo suficiente como para sobrepasar a toda la defensa y caerle a Yuki que no tenía marca adelante y por ello pudo definir con bastante espacio.





Una victoria que nos da un vislumbre de la próxima temporada


El partido de anoche no sólo dejó una victoria para Racing Louisville a pesar de la ausencia de Savannah McCaskill y Michelle Betos. No, sino que fue una demostración de carácter frente a un equipo que venía necesitado de puntos. Además, demostró ser capaz de dar vuelta un resultado que, de entrada, pronosticaba desastre.


Además, fue muy positivo que 8.488 personas acudieran al estadio. Demostró que Louisville no desilucionará como sede de la final de los playoffs, sin importar que el anuncio de cambio de estadio se haya dado con tan poco tiempo de anticipación.


Por el lado de Orlando, sin dudas fue otra temporada donde un equipo con muchas estrellas no ha podido brillar. Después de un comienzo de temporada que al parecer prometía, tuvieron que pasar por un cambio de coach bastante repentino. Aun así, Becky Burleigh pareció darle nuevos bríos a un equipo se estaba quedando hacia mitad de temporada. Las jugadoras le dieron la bienvenida al cambio de coach y el Pride parecía que iría con todo hasta el final de temporada. Pero de a poco Sydney Leroux fue desapareciendo y Morgan mucho más, dejando al equipo sin los goles que tanto necesitaba. Un punto a favor fue el juego de sus rookies que, entre otras cosas, demostraron buena madurez futbolística durante todo el año.