OL Reign se clasifica a playoffs y se acerca a la cima de la tabla con una valiente actuación

Después del empate de Portland en Kansas, OL Reign tenía la oportunidad de acercarse aun más a su rival de Cascadia en la tabla si obtenía la victoria. Si ganaba sólo quedaría a 1 punto y la pelea por el Shield se intensificaría aun más. El Reign no desaprovechó su oportunidad.



Lluvia de goles


El partido comenzó con Chicago poniéndose arriba por medio de Mallory Pugh al minuto 14. A pesar de esto, de a poco el Reign comenzó a mostrar la actitud dominante que ha desarrollado bajo el mando de Laura Harvey y empató por medio de Jess Fishlock con un golazo que se coló en el ángulo derecho del arco de Cassie Miller.


Sofia Huerta casi pone el 2-1 minutos más tarde con un zapatazo pero el tiro terminó pegando en el larguero. La defensa de Chicago evitó que Angelina llegara al rebote y la despejó.


Huerta volvería a ser protagonista asistiendo a Fishlock una vez más para que la lateral pusiera el 2-1 de cabeza.


A Chicago le faltó alguien que acompañara a Pugh en sus avances y así se fueron abajo al entretiempo. La segunda mitad empezó con una nueva oportunidad para Pugh para empatar el trámite pero sin poder poner la pelota contra la red. No habían pasado ni 10 minutos del segundo tiempo cuando Balcer se las arregló para sacar un remate adentro del área que fue desviado por la defensa y la pelota le cayó a Rose Lavelle. La jugadora del USWNT no dudó y remató, poniendo la pelota fuera del alcance de Miller y anotando un muy lindo gol.

La defensora Tatumn Milazzo ingresó en el partido por Arin Wright y al minuto 69 puso las cosas interesantes después de marcar un verdadero golazo que dejó a Bouhaddi sin chances de llegar a tapar la pelota que se clavó en el ángulo izquierdo.


El marcador se ponía 3-2 con 20 minutos por jugar.

Reign casi amplió el marcador para quedarse un poco más tranquilo en el cierre del partido pero el poste le dijo que no a Ally Watt.


Chicago siguió empujando para lograr el empate y una falta y la posterior pelota larga desde el tiro loibre le dio la oportunidad a Katie Johnson de rematar. Fishlock fue fundamental para bloquear el remate que llevaba destino de gol.


A pesar de los intentos de Chicago, no tuvo suficiente tiempo para lograr el empate. Con esta derrota, Chicago queda fuera de zona de playoffs en la séptima posición. Al equipo de Rory Dames le quedan tres partidos: contra Orlando Pride y Kansas City, de locales y terminará su temporada Orlando en Exploria Stadium. Si falla en clasificar a los playoffs, cortaría la racha que empezó en 2015, año desde el cual han clasificado siempre a la post temporada.





Post partido


"Chicago nos causó muchos problemas. A nivel general no estamos contentas por la performance de hoy pero enfrentamos a un buen equipo y sacamos el resultado", dijo la entrenadora Laura Harvey después del partido.


Chicago dominó el partido hasta los 25 minutos. ¿Cuál fue el momento de inflexión? "El gol de Jess (Fishlock). Los goles cambian los partidos. Necesitábamos el gol de Jess", opinó Harvey. "También necesitamos partidos como los de hoy porque queremos seguir mejorando y son estos juegos los que nos muestran lo que necesitamos mejorar", agregó.


Harvey también resaltó la gran labor de Huerta en este partido. "Su habilidad de poner centros precisos es excepcional. Además de su habilidad para desarrollarse como jugadora y continuar desarrollándose para encontrar su mejor versión. Cuando terminamos el partido lo primero que me dijo es que quiere ver videos mañana y eso dice mucho del tipo de jugadora que es", dijo la entrenadora.


Y es cierto que el Reign puede estar contento de varias cosas positivas que salieron de este partido, entre ellas las tres asistencias de Sofia Huerta y la vuelta de Ally Watt quien se había roto los cruzados en 2020 y no logró siquiera debutar con el equipo.


"Yo sólo le dije que lo disfrutara y que les muestre a todos lo que se han perdido durante todo este tiempo que no estuvo en cancha. En el club fuimos muy pacientes con su proceso de recuperación y ella también lo fue. Y desde que la habilitaron para volver a entrenar, ha mejorado cada día. Realmente queríamos ponerla en la cancha y cualquier cosa que se generara a partir de allí, para nosotros ya iba a ser un bonus".


Watt pudo haber tenido el regreso/debut perfecto al tener la oportunidad de marcar su gol al final del partido y poner el 4-2 pero el poste le dijo que no. Con respecto a ello, la futbolista dijo: "Me sentí como una fracasada", dijo bromeando, entre risas. "Sólo pensaba no le pegués fuerte, sólo dale dirección. Ponela lejos de la arquera. Pero fuera de eso, yo sólo quería volver aunque anotar hubiera estado bien".


Claro que el mayor bonus de esta victoria fue conseguir clasificar a los playoffs, siendo el Reign el segundo equipo en lograr esto esta temporada.


Con respecto a esto la capitana Lauren Barnes mencionó: "Ha sido un largo camino el que tuvimos que recorrer para lograr esto. Estuvimos en el fondo de la tabla pero nos levantamos y no hemos terminado. Queremos el Shield y ganar la liga (Championship). Eso se puede ver en el ambiente del club".


OL Reign - NWSL - Playoffs
OL Reign reclamó una de las plazas en playoffs (foto: OL Reign Twitter)

Los pasados días han sido muy difíciles para todos los clubes de la liga y el Reign no es la excepción. Al respecto, Lauren Barnes mencionó que han tenido tiempo para respirar, así como el tiempo y espacio que necesitaban. También mencionó que este tipo de cosas extra futbolísticas siempre afectan a las jugadoras y se puso como ejemplo al mencionar que no tuvo un buen partido frente a Chicago. "Pero lo bueno es que el fútbol es un deporte de equipo y nos apoyamos unas a las otras", declaró Barnes.


Al respecto, Harvey mencionó: "Creo que la primera vez que hablamos de fútbol después de todo lo que pasó fue el viernes pasado. Las jugadoras se mostraron unidas con respecto a que querían seguir adelante.La verdad es que el fútbol ha sido secundario durante las pasadas dos semanas pero aun así ambos equipos salieron a competir. Las jugadoras han estado lidiando con un montón de cosas últimamente pero al mismo tiempo este era un juego importante porque no estamos al comienzo de la temporada. Así que ya el hecho de que hayan jugado me parece que fue en sí un mensaje muy fuerte, no sólo la unión que se desmotró en el minuto 6. El hecho de que estas jugadoras siempre defienden aquello en lo que creen... hace que me mire en el espejo. Eso es algo que tomé por sentado antes pero no volveré a hacerlo".


Después de haber ganado este partido clave, a Reign le toca viajar a Portland para jugar el postpuesto Clásico de Cascadia. Barnes se mostró muy entusiasmada por este encuentro al decir:


"El drama del partido del miércoles es por lo que vivimos. Creo que leí por ahí un poco de crítica por el hecho de que el último clásico que jugamos en Portland y que ganamos lo festejamos como si hubiéramos ganado el Mundial. Pero yo creo que si no festejáramos así, ya habríamos perdido. Me da escalofríos solo de pensarlo porque por esto es por lo que vivimos. He estado en esta liga por 9 años y el partido que siempre quiero jugar es Portland - Seattle. Es la mejor rivalidad. El ambiente es increíble y siempre es un buen juego. Y el hecho de que estamos tan cerca en puntos seguro lo hará un buen juego".


Mientras que Harvey opinó: "Jugar contra Portland en Portland... ¿Quien sabe? Sólo puedo sugerir que se abrochen los cinturones. Cuando ambos equipos salen a la cancha, ambos quieren ganar a toda costa. Pero nosotras todavía estamos intentando alcanzarlas en puntos. Así que mis jugadoras tienen eso en mente. Lo que sea que pase en los próximos tres partidos y en los playoffs, no nos hará olvidar todo lo que hicimos este año".


"Vamos, ¡es Portland!", agregó Watt.